Desesperación

20060628005235-desesperacion.jpgOswaldo Guayasamín (1919-1999)

          Cuando uno está enfermo y sufre pero escoge guardar silencio hay instantes en que la desesperación hace presa y muerde con ganas. Apenas queda un agujero ínfimo a través del cual ver el mundo o amar la vida. Como diría Cioran: “Todo se vuelve contra nuestras ideas… No hay salvación por medio del pensamiento”. Algo nuevo y desconocido empieza a partir de ese momento, algo que es único para cada persona, pues, al contrario de lo que se cree, el dolor, aunque provoca empatía, no se puede ni compartir ni comunicar y nos deja tan solos que podemos llegar incluso a traicionarnos a nosotros mismos. Qué mal debe sentirse Dios cuando nos ve así…

         

Un pensamiento en “Desesperación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s